martes, 25 de septiembre de 2012

Día 3. Livorno {Pisa/Florencia}

Nuestra tercera parada era muy esperada. Después de haber estado el día anterior en la región de la Provenza saltábamos de país y entrábamos en Italia donde estaríamos unos cuantos días. Livorno era nuestra primera parada, y ese día teníamos programada una excursión donde nos llevarían a Pisa y después a Florencia.

Desde este hasta unos cuantos días después nuestras llegadas a puerto eran muy pronto, por lo que era imprescindible salir al balcón nada más levantarse para ver el mar en calma con las primeras luces de la mañana... Y así hice nada más despertarme ese día, cual fue mi sorpresa que nada más abrir las cortinas me encontré esa escena que perfectamente podía haber estado soñando minutos antes, ¡¡soy una fan total de los faros!! Y juro que cuando abrí fue esto lo que vi:

DSC_8900

Así que con esa bonita primera visión de la ciudad nos fuimos al autobús rumbo primero a Pisa y después a Florencia. Nos esperaba un día muuuuy largo...
Durante el trayecto, entre explicación y explicación de la guía yo me dedicaba a hacer fotos desde la ventana del autobús. I ♥ Toscana

DSC_8923

Después de una hora de viaje llegamos a Pisa, una ciudad -casipueblo- mundialmente conocido por su torre inclinada (declarado Patrimonio de la Humanidad); así que al llegar a la parada de los autobuses y tras comprobar que éramos el autobús número 30 y pico (es lo que tiene ir a estos sitios en agosto...) fuimos caminando hasta llegar a la Piaza del Miracoli.

DSC_8934

Curiosa la sensación de ver como no solo es la torre la que se inclina, sino también la Catedral que está a su lado, pero más curioso aun es comprobar que en directo no se aprecia!!! Solo en la foto...

Allí tuvimos solo media hora para ver el recinto, así que nos hicimos las típicas fotos que se hace toooooooodo el mundo, y volvimos al autobús para continuar hasta Florencia.

DSC_8949
Que alguien sujete esa torre, que me aplastaaaaaa!!

PicMonkey Collage


Después de otro viajecito de hora y pico llegamos a Florencia, de la cual yo tampoco sabía gran cosa, pero de cual quedé bastante enamorada.
Al ser excursiones a pie, la verdad es que ves bastante bien las ciudades; y eso me gusta porque ves realmente la esencia en cada calle.

Como dato curioso es que nada más llegar nos llevaron a unos baños públicos, donde tuvimos que pagar 1,60 € (previa negociación de la guía porque éramos muchos, pero cuyo precio real era 2 euros); hicieron este tipo de baños porque como tiene una gran cantidad de turistas, los bares y restaurantes se quejaron de que todo el mundo entraba a sus baños, y nadie consumía nada.

Y después de vaciar las vejigas, bastante llenas, por cierto, de la cantidad de agua que bebíamos... Podríamos rozar perfectamente los 35 grados a las 12 de la mañana... llegamos a la Iglesia de Santa María Novella, donde ya pudimos conocer el tipo de arquitectura que veríamos en todo Florencia: ese marmol toscano blanco combinado en muchas ocasiones con verde y naranja que les hace ser unos edificios "limpios".

DSC_8985

Y de allí a recorrer más calles y callejones donde nos iban contando diferentes anécdotas de sus casas y edificios.

DSC_8986

DSC_8980 copia

Hasta que por fin llegamos al monumento más importante y centro de la ciudad: La plaza de Duomo, donde se encuentra la Basílica de Santa María del Fiore, un edificio ESPECTACULAR.

DSC_8993
Ya de lejos impresiona ver esa torre tan alta, el campanario.

DSC_9002

DSC_9014

Y desde abajo impresiona aun más. En datos: tiene 45 m. de diámetro y 100 m. de altura. Fue proyectado por Giotto, y para llegar hasta arriba hay que subir nada más y nada menos que 413 escalones.

DSC_9004 copia
¿Que habrá tras la puerta...?

Seguimos caminando y recorriendo sus calle plagadas de turistas y arquitectura.

DSC_9092


A continuación llegamos a un "calle" de lo más curiosa, donde si mirabas al lado izquierdo, o mirabas al lado derecho veías una única cosa: joyerías. Era el Ponte Vecchio, conocido por ser el único puente que sobrevivió al ataque de los nazis durante la 2ª Guerra Mundial, y que es uno de los más conocidos y frecuentados (pues no les gusta ni nada a los "guiris" comprar collares!)
La pena es que no tenemos una vista del puente en sí, al recorrerle por dentro, pero las vistas desde sus arcos eran espectaculares también:

DSC_9058
(Al fondo se aprecia el puente de Santa Trinidad, otro de los puentes más frecuentados y bonitos de la ciudad)

http://www.google.es/imgres?um=1&hl=es&biw=1024&bih=653&tbm=isch&tbnid=VbZODF9MMEJ1tM:&imgrefurl=http://7diesperdutsenlatoscana.blogspot.com/2011/07/ponte-vecchio-de-florencia.html&docid=L1Hnw-YeM0ccyM&imgurl=http://2.bp.blogspot.com/-P0JugsxYSDw/TivzaxRxnkI/AAAAAAAAHw8/jaBrvSmyZg4/s1600/2003697969_5894adfe02.jpg&w=500&h=333&ei=cwBiUMvYKJKT0QWorYCYCA&zoom=1&iact=hc&vpx=324&vpy=382&dur=364&hovh=156&hovw=225&tx=198&ty=208&sig=104295919720017106464&page=1&tbnh=143&tbnw=201&start=0&ndsp=12&ved=1t:429,r:9,s:0,i:97

Aquí una imagen del famoso Ponte Vecchio; nosotros hicimos la foto anterior desde aquellos arcos que se ven en el medio.

Y para terminar nuestra excursión, llegamos hasta la Basílica de Santa Cruz, donde nos dejaron tiempo libre para comer y donde quedaríamos después con la guía para regresar al autobús.

DSC_9105

Allí pudimos degustar una de las mejores pizzas que he comido

DSC_9107

DSC_9123

Y como no, hacer una y mil fotos a la infnidad de figuritas de todas las formas y tamaños del conocidísimo Pinocho, que invadía todos los puestos de souvenirs porque el autor del libro, Claudio Colladi nació en esa ciudad.

DSC_9132


Y después de descansar un ratito, reponer fuerzas, llenar el estómago y bajar un poco la temperatura corporal, ¡hizo un calor horrible! regresamos al barco para disfrutar de nuestra tercera noche en el Mediterráneo...


Día 3. Livorno {Pisa/FLorencia}


En el camarote nos esperaba una sorpresa... un pequeño elefante hecho con las toallas. A Michelle le volvió loca!! Y ese era solo el primero...


DSC_9149

Florencia... un lugar de ensueño para recordar. Y al día siguiente nuestra próxima parada... Civitavecchia.